FAPI presenta Plan Indígena de Acción Climática y Reducción del Riesgo de Desastres ante Comisión Nacional de Cambio Climático

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Durante la sesión ordinaria de la Comisión Nacional de Cambio Climático, presidida por el ministerio del Ambiente y Desarrollo Sostenible, llevada a cabo ayer, 4 de noviembre, la Federación por la Autodeterminación de los Pueblos Indígenas (FAPI) realizó la presentación del Plan Indígena de Acción Climática y Reducción del Riesgo de Desastres (PIAC-RRD), a través de su asesora jurídica, la dra. Mirta Pereira.

El plan es uno de los resultados del proyecto denominado “Fortaleciendo capacidades para el desarrollo de iniciativas de protección y conservación de los recursos bioculturales de los territorios indígenas, desde la gestión integral y la promoción de medidas proactivas frente al cambio climático”, implementado por la FAPI, con el apoyo de WWF-Paraguay, la Red Indígenas Internacional TEBTEBBA y Tamalpais Trust . El mismo contempló el desarrollo de 13 talleres participativos de construcción del Plan Indígena de Acción de mitigación y adaptación al Cambio Climático y reducción del riesgo de desastres, con enfoque local-regional, desde la perspectiva intercultural, intergeneracional y de género.

El plan se construyó colectivamente y con base en el derecho a la autodeterminación de los pueblos, con un enfoque de abajo hacia arriba, a través de talleres locales de intercambio de conocimientos con cada organización que conforma la FAPI y una validación en un taller con los líderes de cada región.  En este sentido, el plan se constituye en un proceso participativo y democrático con planteamientos y propuestas para abordar el cambio climático surgidas desde las comunidades.

El cambio climático se integra como un desafío que enfrentan los pueblos indígenas dentro de su territorio, afectando en diferentes aspectos de la vida. No obstante, la relación que existe entre el cambio climático y los pueblos indígenas se puede visualizar desde dos dimensiones. Por una parte, la alta vulnerabilidad de los pueblos indígenas ante el cambio climático vinculada a las condiciones socioeconómicas de las comunidades, las cuales limitan su capacidad de respuesta ante fenómenos climáticos extremos como las sequías, heladas, inundaciones.

Y por otra, la contribución a la mitigación de las emisiones de Gases Efecto Invernadero (GEI). Los bosques de las comunidades indígenas son parte esencial del territorio, dentro de los cuales se resguarda la biodiversidad, el agua y los elementos culturales que enmarcan su cosmovisión. Pero, además protegen reservas de carbono forestal esenciales para la mitigación del cambio climático.

 

 

Noticias relacionadas

FAPI